“Cuestión previa” en realpolitik[i] (II/II)

 

Único interlocutor válido, el dueño del circo: Raúl Castro Ruz

  • Preliminar: esta nota fue montada hoy sobre las 14:30 hora de Caracas, una hora después, desapareció del blog junto con la titulada Los Tonton Macute de Nicolás y Diosdado Cabello Rondón su indiscutido jefe, montada el 11/03/14; ambas se montan de nuevo en fecha de hoy sobre las 19:00 horas y si vuelven a desaparecer del registro en el blog indicaría dos cosas: a) que las informaciones comentadas no tienen forma de ser refutadas, salvo desaparecerlas del acceso público; b) de alguna forma clandestina Raúl Castro, su G2 o cualesquiera de los servicios de sus países aliados, tendrían acceso directo o indirecto al sitio y con  capacidad para intervenir, modificar, alterar o eliminar registros.

 

Rafael Rivero Muñoz

Caracas, 09/04/14

@rarmuz

 

  • “… Con tanto ardor deben los ciudadanos pelear por la defensa de las leyes, como por la de sus murallas, no siendo menos necesarias aquéllas que éstas para la conservación de una ciudad…” Heráclito de Efeso (540 AC-470 AC)

 

 

El juego y los jugadores

sela

  1. Por Venezuela
    1. Desde la desaparición de Rómulo Ernesto Betancourt Bello, quien fuera el único civil venezolano que en la historia contemporánea haya tenido el coraje para asumir el riesgo, y la suficiente capacidad y constancia en el tiempo, para enfrentar dentro y fuera de Venezuela, humillar y derrotar al genocida Fidel Castro Ruz absolutamente en todos los terrenos, político y geopolítico incluido; de nuevo iniciada por los estudiantes y por primera vez hace su irrupción en la escena política venezolana, una nueva y consistente movilización social que se enfrenta y pone en severo riesgo tanto los intereses de Cuba como los de sus subalternos o aliados latinoamericano por los efectos derivados, dentro y fuera de Venezuela, de las movilizaciones estudiantiles.
    2. Una movilización política particularmente nacida del seno de los propios estudiantes y radicalmente escindida de la dirigencia tradicional; absoluta y totalmente distante de las ideas, de la dirección y de los limitados intereses de los sempiternos “perfectos idiotas” y que –conscientes los estudiantes o no–, han puesto en severo riesgo la continuidad del dominio de los hermanos Castro sobre las dádivas repartidas a Latinoamérica; tanto en la preparación como para la toma de decisiones en su estructurado control sobre los intereses y las riquezas espoliadas a Venezuela y a los venezolanos.
    3. En síntesis, a lo que se está enfrentando ese consolidado y espontáneo movimiento de la Generación de 2014[ii] y toda la sociedad venezolana que firme y en crescendo le apoya y acompaña; no es al tal Nicolás y a su caterva de criminales, asesores y operadores políticos naturales y extranjeros; más aún, se enfrentan no a un Fidel Castro Ruz –ya cadáver insepulto–, quizás sea a su hermano Raúl, pero estructuralmente, se enfrenta a la nomenklatura que, bajo las pautas del G2, diseñó e impuso la ejecución del programa de acción y de dominación de los intereses de Venezuela.
  2. Por Cuba
    1. Sobre la acción/reacción entre estudiantes, sociedad civil y régimen, a cualquier observador conocedor de la historia contemporánea venezolana, debe llamarle poderosamente la atención, los indiscutibles y desproporcionados despliegues bélicos, coronados todos, por hechos y salvajadas derivadas y cubiertas bajo una el eufemismo “Operaciones para la Restitución y Mantenimiento del Orden Público” derivado en las barbaries y la represión contra las manifestaciones de civiles desarmados.
    2. Por primera vez en cinco décadas de observación de los problemas de mantenimiento y restitución del orden público, toda la población civil –mujeres, niños, ancianos, incapacitados y pacientes, dentro y fuera de sus casas, oficinas, clínicas u hospitales– dentro y en la periferia de las áreas de ataque expresamente decididas por el régimen, está enfrentada a un expresamente desmesurado despliegue de las fuerzas y de violencia criminal, ejecutadas por Comandos Conjuntos –FANB, PNB, Paramilitares y Delincuentes– ordenadas por La Habana.
    3. Por primera vez en la historia venezolana el propio titular de Miraflores, el tal Nicolás, en cadena nacional y señalando y acusando con nombres, apellidos y demás detalles individualizadores de personal, señala a dirigentes de los estudiantes; seguido de fotos, precisiones y detalles por otros medios de difusión, con imágenes de a quienes son identificados como “… objetivos militares…”; término de vieja data, acuñado por los grupos paramilitares afectos al régimen y pertrechados con equipamiento bélico –por el propio Nicolás y su pareja Cília Flores desde el antes, el durante y el después del frustrado allanamiento de DISIP en La Pastora en 1999–, con los que se identifican a los civiles que deben ser ubicados, hostigados, atacados, secuestrados, desaparecidos y asesinados.
    4. Por primera vez, no sólo se destacan los cuatro principales grupos operantes y dotados con unos pertrechos militares inagotables:

i.     la Guardia Nacional Bolivariana GNB;

ii.     elementos de tropas de la FANB;

iii.     la Policía Nacional Bolivariana;

iv.     los grupos paramilitares, donde emergen y se destacan también, otros importantes componentes integrados a esa enorme fuerza de choque; indispensable de tomar en consideración, puesto que los actos terroristas/criminales de mayor envergadura, son sus objetivo:

  1. Los elementos de tropas cubanas, cubiertos o disfrazados bajo uniforme de la GNB
  2. Las individualidades y grupos bajo coordinación y mando del régimen, que operan sea de civil sea uniformados de GNB; entre ellos, individualidades y grupos de civiles encuadrados y pagados por el Frente Francisco de Miranda
  3. Las individualidades y grupos de criminales beneficiarios de medidas especiales para el cumplimiento de condena, uniformados o no de GNB
  4. Las individualidades y grupos de criminales presos que son, eventualmente y para puntuales operaciones de mayor hostigamiento terrorista directo contra la población civil desarmada, sacados de las cárceles y uniformados o no de GNB.

Una acción bélica del Estado atacante

Destaca el hecho más importante que, técnicamente, por la calidad, la variedad, la continuidad; por la extensión territorial –todo el país–, la sistematización y el programado sadismo que se hace expresamente evidente en los excesos y en todas y cada una de las operaciones de ataque contra civiles desarmados observadas a partir del 12/02/14, en coordinadas operaciones que no podrá jamás, aceptarse o calificarse, como Operaciones para Mantenimiento y Restitución del Orden Público; son operaciones de guerra.

Retado en su propio terreno de acción, el terrorismo de Estado, estas operaciones han sido, son y serán, las exclusivamente necesarias y destinadas a incrementar los niveles de los efectos del terrorismo sobre la población civil desarmada; para un efecto esperado: lograr y mantener los estados de pánico generalizados y la esperada desactivación/sumisión.

Terrorismo

Sólo así se encuadran y pueden ser calificadas y entendidas estas no conocidas combinaciones de “Técnicas para la Restitución y Mantenimiento del Orden Público”:

  1. El despliegue por saturación y uso de las citadas unidades combinadas de combate –GNB, PNB, paramilitares, delincuentes– contra la población civil desarmada y dentro de esquemas de jamás vista indiscriminada máxima violencia contra jóvenes, mujeres, ancianos y niños.
    1. Se destaca a tenor, una primera línea de ataque, expresamente diferenciada, identificada y visible, integrada por unidades blindadas y elementos de tropa uniformados con trajes especiales de la GNB, que inician y abren las hostilidades.
    2. Unidades motorizadas combinadas entre uniformados y civiles paramilitares que en punta de flecha y flanqueando a los civiles los atacan a tiros presionando para dispersarlos.
    3. Rota la compactación civil de la manifestación, atacan con saña uno u otro individuo que logren aislar hasta masacrarlo a golpes y tiros.
    4. Tiros a la cabeza sobre civiles desarmados, participantes o no en la acción, bastando que esté al alcance directo del efectivo atacante, con el mismo sistematizado método del 11 abril 2002 en la marcha hacia Miraflores.
    5. Despliegue hecho expresamente evidente a la población y a los medios de difusión, de equipos de francotiradores dotados con los fusiles Dragunov 7,62x54R, unos encaramados en edificio y estructuras por sobre el nivel de calles y avenidas; otros que se hacen visible y que permanecen en las cercanías de los más altos jefes militares que dirigen las operaciones sobre el terreno.
    6. Expresa saturación de efectivos paramilitares en áreas de viviendas y edificaciones civiles con ataques directos al interior de conjuntos residenciales con todo tipo de metralla, bombas y productos químicos volátiles, evidenciando agresión letal directa y generalizada, fuera y dentro de sus casas, lugares de trabajo o de refugio frente a los ataques.
    7. Destrucción expresa de bienes públicos y privados que estén al alcance de las hordas antes, durante y después de iniciados los ataque; especialmente, la destrucción y quema de vehículos privados.
    8. Disparos de armas de fuego militares y no militares contra la multitud, vehículos y áreas cerradas de habitación, trabajo o refugio de civiles desarmados.
    9. Disparos con cartuchos de escopetas contra motín, “aliñados” con metras (canicas), baterías doble A, municiones y/o metralla metálica.
    10. Disparos indiscriminados y a quema ropa sobre civiles desarmados, participantes o no en las manifestaciones.
    11. Detenciones arbitrarias de cualquiera que, participa te o no en la movilización, pueda ser capturado en las cercanías del área sujeta al ataque.
    12. Secuestros y desapariciones en el antes, durante o después de las operaciones de hostigamiento sobre la población civil desarmada.
    13. Captura, secuestro y asesinatos de civiles desarmados, generalmente de individualidades allegadas a entornos familiares y políticos de dirigentes de oposición, que luego aparecen muertos en cualquier calle, urbanización, parque o lugares públicos.
  2. El enjuiciamiento de estudiantes y otros civiles capturados, bajo amañados señalamientos y juicios en un complejo de actividades donde participan activa ydirectamente la Fiscalía General de la República, la Defensora del Pueblo y desde la propia Sala Constitucional, desde la presidente del TSJ, hasta los jueces de control y el Ministerio de Asuntos Penitenciarios, tanto para el confinamiento en cárceles de presos comunes a los encausados civiles como para aumentar los niveles de pánico en familiares y entornos sociales de los victimizados en el proceso.

¿Diálogo?

Afirmaba Sun Tzu que “… lo esencial de la guerra es la victoria, no las prolongadas operaciones…”; esas, las que agotan tropas y dilapidan recursos, perturban la disciplina y brindan al oponente, las primeras señales de una derrota en gestación.

Si a ello agregamos lo que bien pudiera ser una máxima que se aplica a toda confrontación asimétrica entre ejércitos pertrechados para una guerra convencional desplegado y en acción contra de civiles desarmados:

Mientras existan, se incrementen y se generalicen y se hagan cada vez más brutales las violaciones a los derechos humanos, por sobre la censura y el silencio cómplice, crecerá y se extenderá –como mancha de aceite sobre superficie liza inclinada– la resistencia civil, en ciudad tras ciudad, en comunidad tras comunidad, hasta alcanzar y disparar por contaminación, el levantamiento generalizado, una fuerza civil que ahogará todas las capacidades de las fuerzas bélicas comprometidas.

En cuyo caso, a los oficiales en mando y conducción de operaciones sobre el terreno, les quedará una única alternativa:

  1. fuego a discreción y las masacres de centenares de civiles desarmados en cada operación o,
  2. plegarse al levantamiento civil y, definitivamente, revelarse contra sus generales y, en este caso, contra el régimen de Cuba.

¿Conversaciones de paz?

En una guerra en pleno proceso de ejecución, normalmente quien primero asoma la necesidad de un diálogo y más aún, de unas conversaciones de paz, es quien primero percibe que sus capacidades para mantener la iniciativa en los desempeños bélicos, están alcanzando niveles de precariedad.

Fuere por la argumentación que comienza a resquebrajar en su peso especifico al interior de las unidades de mando; lo fuere porque los aliados internos y externos, comienzan a percibir efectos dañosos sobre sus propios y particulares intereses; sea por el agotamiento de argumentos que legitiman el desempeño por los tiempos de ejecución sin resultados tangibles, la victoria, o por inversión de elementos de legitimación y reducción de efectividad de las capacidades en plaza; lo fuere porque la calidad y la cantidad de las unidades de combate comprometidas, visiblemente, están llegando a niveles de agotamiento físico con los severos efectos derivados tanto para la disciplina, como para la cohesión.

Como lo afirmara el más citado y clásico en el tema:

 

“… Cuanto más importante y de mayor entidad sean los motivos de la guerra, cuanto más afectan a los intereses vitales de los pueblos, con mayor empeño se tratará de derribar al adversario, entonces tienden a confundirse objetivo guerrero y fin político y la guerra aparece menos política y más puramente guerrera…”

Los tres errores del G2

Y es aquí donde radica el primer más grande y trascendente de los errores de apreciación, cometidos por el G2 de Cuba, cuando decidieron, en pleno desarrollo del programa pautado por la nomenklatura, que ya era el tiempo de prescindir de Hugo Rafael Chávez Frías, una vez que había terminado la primera fase política del proyecto de dominación[iii].

Y después de la designación en cadena de medios y oficial del sustituto por el propio a sustituir, Hugo Rafael Chávez Frías; su asesinato y sobre la misma marcha, montaron el segundo grave error, el encumbramiento en el poder del tal Nicolás; una selección del sujeto y una identidad forjada en sus extremos, tal como queda corroborado por los hechos hasta ahora conocidos sobre esa identidad, la de quien hacen llamar Nicolás Maduro Moros.

Y el tercer más grande error, ignorar que la juventud venezolana, nada tiene de semejanzas o de parecidos a sus pares nacidos, criados y formados en esa paupérrima, empobrecida y amorfa comunidad de moradores de la isla de Cuba, 55 años silenciada y sometida al dominio de los hermanos Castro; los 60 días continuados y en escalada de alzamientos de civiles desarmados, son la demostración

¿Negociaciones?

Si se pretenden negociaciones de algún tipo y con efectos reales, suficientemente sólidos y solidificados, en unas negociaciones que constriñendo a las partes, las obliguen al estricto respeto de las condiciones acordadas so pena de desencadenar procesos sostenidos que aceleren riesgos y lesiones de mucha mayor trascendencia y envergadura para los intereses del que viole los acuerdos[iv].

No será en comisiones o la mediación de subalternos y en los territorios de los aliados de Fidel Castro Ruz, sea en el Foro de Sao Paulo, fuere en Unasur o Mercosur, o con los “representantes” que votaron contra Venezuela en la última decisión colegiada del Consejo Permanente de la Organización de Estados Americanos.

Diapositiva1

Diapositiva2Mucho menos podrá ser en territorio de Cuba, como Juan Manuel Santos Calderón con el Secretariado de las FARC en La Habana; si de negociación o conversaciones de paz entre las partes beligerantes se trata, no será jamás, representados por los mismos sempiternos izquierdosos anotados como oposición y en la MUD.

Después que Rómulo Ernesto Betancourt Bello una y otra vez le pateara el trasero a Fidel Castro Ruz y su revolución; que su ayudante y ministro estrella, candidato y presidente electo –dos veces–, Carlos Andrés Pérez, con sus pretensiones de líder continental y bajo los términos de “negociaciones” adelantadas por su jefe de seguridad y principal agente cubano Orlando García Vásquez, que trajeron de nuevo a Venezuela e hiciera su aliado continental al genocida Fidel Castro Ruz; desde aquellos momentos, nunca ningún venezolano desde ninguna tribuna le había retado, fuere directamente o en su retiro por senilidad, al otro senil que le sustituye o directamente a la nomenklatura cubana.

Diapositiva3

Diapositiva4

Realpolitik

Y la juventud que lucha por su futuro, la generación del 2014 los ha retado, justo en momentos y en una coyuntura en que la aceleración del deterioro económico venezolano heredado de la consistente destrucción de las capacidades de producción en todos los rubros, están poniendo en severo peligro no sólo y exclusivamente los intereses de Venezuela y de los venezolanos, sino a la par y quizás con mayores inmediatos efectos, políticos y geopolíticos, los propios a los hermanos Castro, a la nomenklatura y a Cuba y por vía de consecuencias, a la cola de países cuyas economías se mantienen, gracias a esa programada destrucción y a las dádivas y reparto de la riqueza petrolera venezolana de acuerdo a las decisiones de Cuba.

Emerge, salta a la vista, explota entonces la “cuestión previa”, esta vez, en realpolitik:

 

¿Quiénes están sujetos a los mayores y directos riesgos presentes y futuros?

 

 

Continente Americano países Barriles diarios quedespacha Venezuela contra sus intereses:Suman 283.100 b/d Monto en US$DiariosSumanUS$25.479.000,oo Monto líquido que acumula por año en US$SumanUS$9.299.835.000,oo(OPEC & Cia World fact Book 2012) OEA 21/03/1422 votossilencian crímenes y sustentanimpunidaden Venezuela
Antigua y Barbuda 4.500 405.000,oo 147.825.000,oo Si
Argentina Si
Bahamas Si
Belice 7.000 630.000,oo 229.950.000,oo Si
Bolivia Si
Brasil Si
Canadá
Chile
Colombia
Costa Rica
Cuba 100.000 9.000.000,oo 3.285.000.000,oo
Dominica Si
Ecuador Si
El Salvador 30.000 2.700.000,oo 985.500.000,oo Si
Estados Unidos
Grenada 2.000 180.000,oo 65.700.000,oo Si
Guatemala
Guyana Si
Haití 12.000 1.080.000,oo 394.200.000,oo Si
Honduras
Jamaica 15.000 1.350.000,oo 492.750.000,oo Si
México
Nicaragua 35.000 3.150.000,oo 1.149.750.000,oo Si
Panamá
Paraguay
Perú
República Dominicana 40.000 3.600.000,oo 1.314.000.000,oo Si
San Cristóbal y Nieves 1.800 162.000,oo 59.130.000,oo Si
San Vicente y Granadinas Si
Santa Lucía 2.800 252.000,oo 91.980.000,oo Si
Surinam Si
Trinidad y Tobago 25.000 2.250.000,oo 821.250.000,oo Si
Uruguay Si
Venezuela Si

 

Nicolás y la caterva de criminales que le secundan, sólo arriesgan captura, investigación, juicio, sentencia y condena por Crímenes de Lesa Humanidad, sea en instancia nacionales o por ante la Corte Penal Internacional.

Los hermanos Castro y la pandilla de países que les adulan, arriesgan la pérdida del poder de los primeros en Latinoamérica y luego en la propia Cuba junto con la hambruna que de ello derivará; mientras, sus países aliados a su revolución, están confrontando el riesgo de severas crisis económicas.

Tan sólo para un ejemplo, Brasil arriesga pérdidas económicas dentro y fuera de fronteras y la eliminación de una enorme cantidad de puestos de trabajo; el acelerado disparo de cifras de desempleo que le complicarán la gobernabilidad a Dilma Vana Rousseff.

Y esa es el asunto de los momentos bélicos, que tiene como la principalísima consideración que, sólo puede existir una negociación, llámese o no conversaciones de paz, entre quienes tienen la verdadera capacidad para negociar y en el caso que nos ocupa, quien está poniendo, con cada vez mayor amplitud, en riesgo todos los derivados de la victoria de los intereses de Cuba y su manejo de los apoyos internaciones, sobre y en detrimento de los de Venezuela, son los alzamientos de civiles desarmados a todo lo largo y ancho del territorio y como punta de lanza, la juventud y los estudiantes de la Generación del 2014.

Por tanto la “Cuestión previa” en una verdadera, efectiva y perdurable realpolitik venezolana, en este momento histórico, tiene un único interlocutor válido frente a los alzados en rebelión civil, el dueño del circo y ese es Raúl Castro Ruz, eso mientras viva; después ya se verá.

 

Diapositiva2

 

 

 

[i] La realpolitik o política de la realidad en alemán (real, realistic, practical o actual), término acuñado en el Siglo XIX por Otto von Bismarck como método para equilibrar el poder entre imperios europeos, 1.862/90; abandonada y remplazada (finales del XIX) por la weltpolitik (S.XX) del Emperador Guillermo II y retomada por la Canciller de Alemania Angela Merkel(08/2012). Según los estudiosos del tema, entre los precursores de la realpolitik, se encuentran entre otros, el teórico militar chino, Sun Tzu; el griego Tucídides padre de la historiografía científica; el cardenal–duque de Richelieu; Nicolás Maquiavelo.

[ii] Mientras la Generación del 28 para mantener sus posiciones llama sobre un compás canción de cuna a mantener y seguir en las flagrantes contradicciones de una ley que nadie respeta ni cumple y sobre una virtud desnaturalizada por la revolución que mancilló todo resto de honor en la FANB. Pero, esta Generación de 2014, le salió al paso y con los gochos al frente, montando la voluntad de su guerra por el futuro, quizás más bien sobre el compás de un Alte Kameradeny ajustando más su hacer a una heredada realidad bélica que le fue impuesta, sobre el compás y la letra de una Marseillaise versionada; a pecho desnudo y desarmada, enfrentan el régimen de Cuba:

Vamos hijos de la patria

los días de gloria han llegado

Contra nosotros la tiranía

una bandera sangrante levanta

Únanse en la provincia

Con el ladrar de sus feroces soldados

vienen a degollar nuestros hijos

A las armas ciudadanos

formen los batallones

marchemos, marchemos

Que sangre impura

injuria nuestro ser

[iii] Ese criminal programa de la nomenklatura de Cuba, puesto en manos y perfecta y paulatinamente ejecutado por manos de Hugo Rafael Chávez Frías, destinado en el tiempo, a lograr el punto culminante de un Programa de Ingeniería Social, con el severo resquebrajamiento y hasta la ruptura total, de la identidad colectiva venezolana. Programa cuya secuencia, comenzó por la demonización de todo referente al pasado, remoto y reciente, promesas de freír cabezas incluido, que con sus ruidos, cubrieron y ocultaron el otro consecutivo y de mayor trascendencia y que podemos evidenciar por algunos de sus mas visibles e iniciales y determinantes hechos puntuales:

  1. Un cambio del nombre del país, de República de Venezuela, a República Bolivariana de Venezuela.
  2. Una Constituyente para una Constitución que se redacta en un detallado texto plagado de buenas intenciones cuya principal característica, es que cambia por completo el uso regular del idioma castellano, introduce una nueva “gramática” saturada en expresiones que colindan con lo ridículo.
  3. Una bandera a la cual se le agregara una estrella, independiente de las razones que hayan podido ser esgrimidas.
  4. Un escudo, sobre el cual, con los mismos razonamientos, se opera modificando imágenes que lo constituyen.
  5. Una imagen del llamado libertador, hecho Dios por los distintos caudillos y “pueblos” (masas) que por generaciones se han sucedido desde el nacimiento como República soberana; imagen que consolidada antes, se expresaba en los rasgos de un blanco con predecesores peninsulares, hijo de conquistadores, aristócrata y rico de cuna y que ahora se representa en expreso, con una nueva cara, la imagen de un mulato o cuarterón, a lo sumo quizás, un moreno con pretensiones de figurar en la lista de blancos de orilla; la misma categoría racial enrostrada en su momentos por los mantuanos a Francisco de Miranda.
  6. Pero, quizás uno de los más grandes, el mejor pensado y más perfectamente ejecutado ataque, fue la sostenida destrucción de todos los referenciales del pasado histórico y propios a la identidad venezolana; demostración de la construcción y del hacer propio de una comunidad humana, el peso real y la muestra irrefutable de sus aciertos y de errores; eso se materializó, con la modificación paulatina y sostenida de todas las variables, registros y métodos de colección, asientos e interpretación de toda la información en todos los rubros del hacer político, económico y social, destinados a la medición de pasado, del presente y para la estimación del futuro de los particulares intereses de una nación: las cifras estadísticas.
  7. En paralelo, la criminal destrucción de dos específicos objetivos expresamente seleccionados por Fidel Castro Ruz:
    1. La Fuerza Armada Nacional de Venezuela, la que le derrotó durante 15.000 continuados días.
    2. Reducir a los mínimos posibles, la capacidad de producción de Venezuela y convertirla en importador de bienes y servicios, tanto para regresarla a los estados de dependencia de un monoproductor/exportador de petróleo; como para incrementar los negocios de los hermanos Castro, reservando en manos de Cuba y de cubanos, la intermediación para todas las importaciones.

 

[iv] Si no se debía negociar con un primer payaso que ya el dueño del circo, Fidel Castro Ruz, sacó del juego, Hugo Rafael Chávez Frías, menos se puede ahora negociar con un simple Maestro de Ceremonia, Diosdado Cabello Rondón; menos aún con el segundo payaso sustituto, el tal Nicolás; o con un operador político y ventrílocuo de los intereses de los hermanos Castro, José Vicente Rangel Vale; no con el titiritero que maneja a su antojo las capacidades de fuego en plaza, desplegadas y ejecutoras de las tareas criminales y masacres de civiles, MG Miguel Eduardo Rodríguez Torres; no con un trapecista de las responsabilidades militares, MG Vladimir Padrino López; tampoco con una contorsionista del Derecho, Gladys María Gutiérrez Alvarado; no con una malabarista de la persecución penal, Luisa Marvelia Ortega Díaz, alias “La China”; menos con la ilusionista electorera Tibisay Lucena Ramírez; no con una bastonera de los Derechos Humanos, Gabriela del Mar Ramírez o con una acróbata del crimen y de los criminales, María Iris Varela Rangel –de nuevo en la palestra pública por el asesinato de Adriana Urquiola y su bebé en gestación, a manos de quien le “repara el ascensor”, Jonny Eduardo Bolívar Jiménez–; definitivamente, no se negocia con uno u otro de esos magos de los titulares y de la información en prensa escrita, al depurado estilo de un Eleazar Díaz Rangel (UN), por citar uno.

Acerca de rriverom
http://www.home.earthlink.net/~accioncivica/ http://twitter.com/#!/rarmuz

One Response to “Cuestión previa” en realpolitik[i] (II/II)

  1. Pingback: “La mano que mece la cuna” en Miraflores | Rafael Rivero Muñoz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: