Concluyente caída de un acelerado tránsito de cocaína hacia República Dominicana

¿Para eso sería que Leonel Fernández demandó a Hugo Chávez el cambio de Embajador?

Rafael Rivero Muñoz

Caracas, 07/01/14

  • “… Las causas están ocultas. Los efectos son visibles para todos…” Ovidio (43 AC-17)

Slide1En nuestra nota del 17/08/2009, comentamos aquella expresa, directa y tajante solicitud hecha por el presidente titular de República Dominicana, Leonel Antonio Fernández Reyna, a su par venezolano Hugo Rafael Chávez Frías, para la sustitución del Embajador de Venezuela en su país, el general de división (GN), Francisco Alberto Belisario Landis.

Citamos a tenor en aquel momento, que de acuerdo a los registros de agencias internacionales dedicadas al control de las drogas, se observaba un acelerado incremento de los vuelos cargados de cocaína saliendo de Venezuela y con destino a República Dominicana.

Tan acelerado era incremento en los vuelos, que se habían multiplicado por cinco entre el año 2003 y el año 2007.

Algunas fechas

El 16/09/2002, el general de división Francisco Alberto Belisario Landis, es designado Embajador Extraordinario y Plenipotenciario de la República Bolivariana de Venezuela en la República Dominicana, según la Gaceta Oficial de la República Bolivariana de Venezuela núm. 37.528 de esa fecha.

En 2007 comienzan y se extienden diferencias entre el Embajador Francisco Alberto Belisario Landis y varios funcionarios públicos y políticos dominicanos; ello, hasta el punto de que el presidente Leonel Antonio Fernández Reyna, en conversaciones directas con su par Hugo Rafael Chávez Frías, le solicitaba el inmediato cambio del Embajador de Venezuela en República Dominicana.

En el mes de septiembre de 2008, el Embajador Francisco Alberto Belisario Landis, viaja a Caracas por expresas instrucciones de su superior inmediato, quien para entonces ejercía como Canciller y se identifica como Nicolás Maduro Moros; luego, el Embajador  regresaría definitivamente y en silencio.

El 05/03/2009, por Gaceta Oficial N° 39.132, se dispone el cese en las funciones al ciudadano Francisco Belisario Landis, como Embajador Extraordinario y Plenipotenciario de la República Bolivariana de Venezuela en la República Dominicana.

¿Casual?

Llaman la atención en el asunto algunas precisas coincidencias que si bien pudieren ser casuales, bien pudieren no serlo.

Como  adelantamos en aquella oportunidad sin jamás haber sido refutados, existía la posibilidad de que las gestiones personales de Leonel Antonio Fernández Reyna para el cambio de ese Embajador venezolano, estuviera más vinculado a ese puntual problema de mucha envergadura en las relaciones entre Venezuela y República Dominicana, como lo era, el tráfico de cocaína que utilizaba el territorio dominicano como puerto de reenvío.

A tenor de la vigencia del tema para aquel preciso momento, mientras Hugo Rafael Chávez Frías, declaraba a los medios en La Paz Bolivia (170709): “… Venezuela no es un productor, es solo un país de tránsito…” (El Nacional, el 18/07/09 a las 3:26 am).

Por su parte el vicepresidente en funciones y en misión oficial Ramón Alonso Carrizalez Rengifo, en respuesta a preguntas directas de los periodistas durante una reunión entre Rusia y la Comisión Intergubernamental Venezuela en San Petersburgo, afirmó: “… Es un problema grave para nosotros, una tragedia aún, porque nuestro territorio es utilizado para el tránsito de drogas…” (RIA Novosti, 17/08/09)

¿O causal?

La revisión del informe “Delincuencia Organizada Transnacional en Centroamérica y el Caribe: Una Evaluación de las Amenazas”, difundido por la Oficina de las Naciones Unidas de las Naciones Unidas Contra las Drogas y el Delito (UNODC), fechado en Viena en septiembre de 2012, nos encontramos con una gráfica que a todos los efectos,  nos permiten ubicar en fecha los momentos de los eventos comentados.

Así, por ejemplo, a partir del año 2003, apenas a un trimestre de asumir el cargo el nuevo Embajador de Venezuela en República Dominicana, comienzan a aumentar la frecuencia de los vuelos con cocaína, desde Venezuela a ese país y su frecuencia se derrumba, una vez que el Embajador Francisco Alberto Belisario Landis, es destituido.

Notable

Es la curva que refleja el incremento exponencial de estos vuelos desde Venezuela a Dominicana, frecuencia que pasan de unos 30 en 2003 a multiplicarse por cinco en 2007.

150 vuelos despegando de Venezuela y aterrizando en República Dominicana, registra la curva en su pico más alto en 2007.

Esa tendencia se ralentiza y tiene una pequeña caída –de 150 a unos 125, un menos 16%–, justa y precisamente, cuando comienzan los problemas del Embajador Francisco Alberto Belisario Landis, con funcionarios públicos y políticos dominicanos y luego de la conocida gestión personalizada de Leonel Antonio Fernández Reyna por ante Hugo Rafael Chávez Frías, para el cambio del Embajador.

La tendencia en la caída de la frecuencia de los vuelos se mantiene con la misma dinámica y aún después que el Embajador Francisco Alberto Belisario Landis, viaja a Caracas llamado por su superior inmediato, el Canciller, el ya citado Nicolás Maduro Moros.

A la fecha de la destitución del Embajador Francisco Alberto Belisario Landis y de su silencioso y silenciado regreso a Caracas, ya el número de vuelos había multiplicado por dos la tasa de descenso y se registraron sólo 100 vuelos, un menos 30% de su pico más alto.

Y a partir de esa fecha se incrementa la pendiente en el descenso en la frecuencia de los vuelos.

Para el año 2010, esa frecuencia de vuelos con cocaína en la ruta Venezuela/Dominicana, sólo llega alcanzar un poco menos que aquella que se registrara para el momento de la designación y presentación de credenciales del Embajador Francisco Alberto Belisario Landis.

Inferencia

Concluyente resulta pues, la caída de ese acelerado tránsito de cocaína desde Venezuela y hacia República Dominicana, que si bien se dispara con la llegada y otorgamiento de credenciales al nuevo Embajador de Venezuela; también es verdad que, luego de cuatro años continuados de una sostenida y exponencial curva en ascenso, a partir del momento en que el gobierno dominicano reacciona, comienza en esa curva un descenso sostenido que, no casual sino causal, se acelera en esa su caída, justo, a partir del momento de la salida definitiva de República Dominicana,  del citado Embajador; por tanto:.

¿Por y para eso sería que el presidente Leonel Antonio Fernández Reyna, directamente por ante su par  Hugo Rafael Chávez Frías, demandó el cambio del Embajador GD Francisco Alberto Belisario Landis?

Acerca de rriverom
http://www.home.earthlink.net/~accioncivica/ http://twitter.com/#!/rarmuz

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: